¿Cuáles son las diferencias entre la carne de cordero y cabrito?

Diferencias cordero y cabrito

La carne de cordero y de cabrito son carnes que seguro has probado o, incluso, en el mejor de los casos forman parte de tu lista de la compra. Pero, ¿sabrías diferenciarlas? Ahora pueden consumirse todo el año, pero, ¿sabes cuál es la mejor época para consumirlas? ¿Cuántos tipos de cordero y cabrito encuentras en el mercado? Hoy te daremos las respuestas a estas preguntas y te daremos las claves para que decidas la carne que mejor se adapta a tus gustos.

¿Qué son la carne de cordero y la carne de cabrito?

Seguramente podrás responder a esta cuestión. Pero en el caso de que no, te echamos una mano. La carne de cordero proviene de la cría de la oveja, no teniendo más de un año de edad. La carne de cabrito, por su parte, es la especie más joven del ganado caprino.

¿Cuáles son sus principales diferencias?

Aquí es donde tienes que poner atención para darle gusto a tus preferencias y paladar. La carne de cordero contiene aproximadamente un 15% de grasa, algo más que la de cabrito. Ello ayuda a que su sabor sea más suave.

Por el contrario, la carne de cabrito tiene menos grasa, un 7% aproximadamente. Pero su sabor es bastante más intenso.

Puede que prefieras optar por el sabor más suave de la carne de cordero. Aun así, no temas a la grasa porque es fácil de separar.

Ten en cuenta que ambas contienen bajos niveles de grasas siendo fuentes naturales de proteínas, esenciales en nuestra alimentación.

¿Qué tipos de carne de cordero y cabrito puedes encontrar en el mercado?

Ambos, cordero y cabrito, se clasifican en dos tipos. Sí, como a nosotros los clasifican atendiendo a criterios de edad. Por un lado, tenemos a los corderos y cabritos lechales. Y, por otro los recentales o pascuales.

Lechales, como imaginas, son crías que consumen solo leche y tienen menos de un mes y medio. Y pascuales o recentales, además de leche, consumen pastos. El primero de ellos tiene menos de cuatro meses y el segundo entre cuatro meses y un año.

¿Qué época del año es mejor para consumir estas carnes?

Como se apuntaba en las primeras líneas, gracias a los métodos de conservación actuales podemos consumir estas carnes durante todo el año. Pero es cierto que la época ideal para su consumo es final de invierno principio de primavera.
Ahí, las cabras y ovejas que alimentan a sus crías consumen pastos frescos dándole un sabor más suave a su leche.

Añadir carne de cordero y de cabrito a tu carrito de la compra es añadir tradición y futuro. A diario manos expertas y aprendices mantienen estas ganaderías que dan fuerza al mundo rural. CorSevilla lleva del campo a tu mesa lo mejor de la ganadería extensiva que nuestros ganaderos practican en pleno Parque Natural Sierra Norte de Sevilla.  ¿Y tú? ¿Apuestas por el sabor de lo nuestro?

Ver toda la gama de Cordero Asado de CorSevilla.

 

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *