¿Con qué acompañar el queso fresco? 20 ideas.

varios quesos fresco de cabra de CorSevilla con almenderas

Con dulce, con salado. En el desayuno, la merienda o la cena. Para mayores y pequeños. Pero, ¿con qué alimentos acompañamos el queso fresco? El queso fresco de cabra es uno de los productos lácteos más versátiles. Tan sencillo o complicado como quieras. En nuestra cocina, ni en nuestra dieta, debe faltar el queso fresco. Rico en proteínas y calcio. Es un aliado para reforzar nuestro sistema inmunitario. Pero hoy vamos a hablar de texturas, sabores e ingredientes para todos los paladares. ¿Con qué acompañar al queso fresco? ¡Toma nota!

Profesionales de la salud recomiendan tomar unas tres raciones de lácteos al día para cuidar nuestra salud. Y estiman que la cantidad diaria recomendada de queso fresco debe ser 100 gramos. Una porción que puede hacernos soñar, disfrutar del comienzo o fin de la jornada, de una charla con amigos o de un tiempo de reflexión. Puede ser de paladar dulce o salado, pero siempre, siempre de queso fresco.

Diez alimentos salados con que acompañar al queso fresco

Desayunos, meriendas y cenas. Hay que disfrutar del queso fresco siempre que puedas. A veces caemos en la monotonía también en la forma de elegir lo que comemos. Pero hoy traemos un soplo de aire fresco y traemos diez posibilidades para disfrutar del queso fresco dando el gusto a los paladares que apuestan por lo salado.

El guacamole, sí, es esa salsa tan conocida llegada desde la tradición mejicana. Pero podríamos elaborarla de manera artesanal en casa con productos de primera calidad. Esta salsa es ideal para mezclar texturas y acompañar al queso fresco. Un aperitivo sencillo y sorprendente. Y si apuestas por el verde no olvides tampoco el queso fresco en ensaladas de hojas verdes, (lechuga, espinaca, canónigos…) le da ese toque cremoso y recibe el aliño con gusto.

Las verduras y el queso fresco abren la puerta de infinitas posibilidades. Combinar la verdura fresca (si es posible de temporada) con el queso fresco es una forma saludable de disfrutar de las cenas. Con tomate, con zanahoria y un toque de Aceite de Oliva Virgen Extra (AOVE). Otra posibilidad es cocinar la verdura. ¿Cuánto hace que no comes pisto? Tira de paciencia y disfruta de cocinar sin prisas. Si quieres darle un capricho sano y rico a tu paladar prueba una tosta de queso fresco con pisto.

Del mar y de la tierra

Sigamos hablando de salado. Salado como el salmón ahumado. El queso fresco y el salmón ahumado conjugan texturas, colores y sabores. Sobre una tosta, solos o pasados por la plancha. Sí, con un toque de plancha al queso fresco y al salmón ahumado. Este manjar blanco y fresco se da la mano con alimentos salados sin perder personalidad. Y te damos más ideas. Sobre tu porción de queso fresco pon anchoas o mojama de atún. Estas conservas las puedes tener en casa y no sabías que pueden darte un aperitivo tan jugoso.

El queso fresco no tiene miedo a meterse en tus recetas preferidas. Así que no temas a usarlo en pizzas artesanas o en empanadas. Monta tu pizza de masa casera con tus ingredientes favoritos. Y luego añade unas lonchas de queso fresco. Disfrutarás de una pizza más jugosa, con más sabor y ¡más nutritiva! Si quieres seguir probando cómo encaja el queso fresco en tu cocina no lo olvides cuando le des forma al hojaldre. Incluirlo en empanadas o empanadillas dará jugosidad y una nueva dimensión a tus recetas de siempre.

¿Y si un día te apetece compartir más de lo nuestro? Pues también debes contar con el queso fresco. Para aperitivos con sabor y personalidad prueba el queso fresco con morcilla o con chorizo. Los embutidos de herradura (mira estos) tan nuestros resumen en un bocado tradiciones y sabores. Igual que el queso fresco. ¿No se te hace la boca agua pensando tu tapa de queso fresco, morcilla o chorizo picante y un buen pan de pueblo? Así terminamos la lista de estos 10 alimentos salados con los que acompañar al queso fresco.

Diez alimentos dulces con que acompañar al queso fresco

Como ya hemos comentado el queso fresco puede acompañarnos hasta en el postre. Pero, ¿con qué acompañamos al queso fresco? Si eres de los que siempre guardan sitio para el postre o de los que encuentran en el dulce el premio a la entrega cotidiana, va por ti. El queso fresco y el dulce resultan una mezcla singular de texturas. La intensidad de uno conjuga con el sabor dulce. ¡Vamos a por el postre!

Uno de los clásicos. Queso fresco y carne de membrillo. Este dulce tradicional y que aún se elabora en muchas casas en otoño o invierno es ideal para cubrir nuestra porción diaria de queso fresco. Y si hablamos de untar, ¿habías pensado en mermeladas? Mermeladas hay tantas como sueñes: de naranja, de madroño, de castaña… Si quieres darte ese caprichito aquí lo tienes. Unta tu mermelada preferida en el queso fresco. ¡De nada! Y si aún te ha parecido poco dulce, recuerda ese tarro de miel de pueblo que tienes en la alacena. Ponle una cucharadita a tu ración de queso fresco de hoy. Si no tienes una miel de pueblo, pulsa aquí y mira la de nuestra Despensa.

Opciones saludables y deliciosas

Otra posibilidad es mezclar el queso fresco con frutos secos. El aporte natural de vitaminas y proteínas de ambos alimentos pueden ayudarte a recuperar fuerzas en una merienda o al mediodía. Mezcla nueces o avellanas con el queso fresco. Recuerda que los frutos secos son saludables siempre y cuando, como en casi todo en la vida, no caigas en el exceso.

Las frutas en todas sus variedades son bienvenidas para disfrutar con ellas del queso fresco. Frutas frescas dulces como el higo o el caqui. Frutas muy completas para usar en desayunos como el aguacate. Aguacate y queso fresco sobre tu tostada con unas gotas de AOVE. ¡El día que así comienza no puede acabar mal!

¿Y si miramos en frutas desecadas (secas) o asadas? Pues que tienes el secreto para sorprender en el postre. Hablamos: de dátiles o higos, naranjas, plátanos desecados. Esta fruta desecada contiene hasta un 20% menos de su humedad. Por eso aportan un toque de sabor intenso a la jugosidad del queso fresco. La fruta asada es otra posibilidad. Por ejemplo puedes añadir manzana asada a tu ración diaria.

¿Dónde comprar queso fresco online?

La variedad en tu dieta sin duda te ayudará a tener un salud más fuerte. Pero, no solo la variedad es importante. ¡Hay que primar la calidad! En CorSevilla producimos un queso fresco de cabra de primera calidad, puedes verlo aquí. Con la mejor materia prima, nacida y criada en la dehesa, elaboramos de forma artesanal nuestro queso fresco. De la experiencia de nuestras más de 600 familias ganaderas y el corazón del Parque Natural de la Sierra Norte. De aquí llega a tu casa esa joya blanca para que la disfrutes como quieras. A que sí, ¿a que ya eres de queso fresco?

Déjate sorprender por el sabor natural de nuestros quesos de cabra.

quesos de cabra curados corsevilla

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.